Se define como una aleación de acero (con un mínimo del 10 % al 12 % de cromo contenido en masa).1​2​nota 1​ También puede contener otros metales, como molibdeno, níquel y tungsteno.

El acero inoxidable es un acero de elevada resistencia a la corrosión, dado que el cromo u otros metales aleantes que contiene, poseen gran afinidad por el oxígeno y reacciona con él formando una capa pasivadora, evitando así la corrosión del hierro (los metales puramente inoxidables, que no reaccionan con oxígeno son oro y platino, y de menor pureza se llaman resistentes a la corrosión, como los que contienen fósforo). Sin embargo, esta capa puede ser afectada por algunos ácidos, dando lugar a que el hierro sea atacado y oxidado por mecanismos intergranulares o picaduras generalizadas. Algunos tipos de acero inoxidable contienen además otros elementos aleantes; los principales son el níquel y el molibdeno.

Es la adición de cromo la que le proporciona a estos aceros la característica de inoxidable. En medios oxidantes como el aire, el cromo forma una capa de óxido muy fina y compacta que aísla al material de los ataques corrosivos. Los aceros inoxidables se clasifican en función de los distintos elementos y de las cantidades relativas de cada uno de ellos que intervienen en su composición.

De forma general, se consideran cuatro familias básicas de aceros inoxidables: martensíticos, ferríticos, austeníticos, dúplex y endurecidos por precipitación (PH).

El acero inoxidable es un material sólido y no un revestimiento especial aplicado al acero común para darle características «inoxidables». Aceros comunes, e incluso otros metales, son a menudo cubiertos o “bañados” con metales blancos como el cromo, níquel o zinc para proteger sus superficies o darles otras características superficiales. Mientras que estos baños tienen sus propias ventajas y son muy utilizados, el peligro radica en que la capa puede ser dañada o deteriorarse de algún modo, lo que anularía su efecto protector.

La apariencia del acero inoxidable puede, sin embargo, variar y dependerá de la manera en que esté fabricado y de su acabado superficial.

El acero inoxidable  se adapta a innumerables proyectos de arquitectura y construcción.

En los últimos años a sido el producto perfecto para sustituir materiales tradicionales, por las características propias del producto.Siendo incorporado por diversos arquitectos y constructoras de todo el mundo en; Hospitales, Edificios, Aeropuertos, Escuelas, Hoteles, Restaurantes, Casas, etc.

Las cualidades superiores del Acero porcelanizado lo hacen una superficie ideal para una amplia variedad de aplicaciones, como puertas, mamparas para baño, recubrimiento de muros, ascensores, columnas, quirófanos, señalización, pizarrones, plafones, techos parteluces, multi-perforados, muros falsos, fachadas, mobiliario, la lista de aplicación esta solo limitada por la imaginación de los diseñadores y arquitectos.

 ¡Cotiza Ahora Mismo! al: ✆ 55 71 55 97 12 ✆  te atenderemos a la brevedad

Leave a comment